¿Por qué no debes andar descalzo en piscinas y playas?

En el post de hoy os vamos a contar los riesgos que tiene el andar descalzo en las playas y piscinas. 

Con el verano, algunas dolencias de los pies, como las verrugas o los hongos se contagian con más rapidez por la humedad y el calor. Las piscinas y playas son espacios donde suelen propagarse estas infecciones, siendo el pie de atleta y las verrugas plantares dos de las patologías más comunes.

  1. El pie de atleta produce enrojecimiento, pequeñas ampollas y grietas en la zona. Suele producir picor.
  2. Las verrugas plantares: están relacionadas con el virus papiloma humano. Duele mucho si la tenemos en la planta del pie por la presión que generamos. Sangra con facilidad al tocarla, y aparece sobre todo en niños y ancianos. El contagio más común se da en piscinas y duchas comunitarias.

¿Cómo evitar enfermedades en los pies durante el verano?

  • Para proteger la piel es importante utilizar toallas propias y no de otras personas
  • No andar descalzos si tenemos pequeñas fisuras en la piel
  • Mantener la pies con buenas defensas, esto es, secos pero hidratados
  • Evita zapatos cerrados o que puedan recocer el pie, así como los de goma
  • Lleva siempre chanclas, tanto en piscinas, como en la playa
  • Utiliza siempre calzado de calidad, sobre todo en verano
  • Utiliza calcetines de algodón y espolvorea con talco, de esta forma protegemos nuestros pies
  • No olvides secarlos bien después de la ducha
  • No te bañes con heridas abiertas, puedes volver a infectarla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*
Sitio web

*